martes, 31 de marzo de 2015

Miles, miles, miles

En mí hay un hoy, mañana y también un pasado,
en mí hay buena amistad y un amigo entregado,
en mí hay muertos amores y uno vivo y cuidado,
en mí hay muchos caminos que jamás he acabado,

en mí hay risas y lágrimas y sonrisas le añado,
en mí hay grandes recuerdos y a la par lo olvidado,
en mí hay sí pesadillas y algún sueño soñado,
en mí hay guerra sin tregua y la paz que he encontrado,

en mí hay forma de patria como fondo de estado,
en mí hay gran corazón y un latido educado,
en mí hay qué y libertad aunque estoy apresado,

en mí hay niño que es joven, joven ya madurado
y hay en mí, en mí ante todo, y jamás lo he dudado,
un poeta que miles de poemas ha dado.

En mi vida y lo amado

Eres tú como un vino tinto, blanco o rosado,
eres tú como un libro de poemas gozado,
eres tú como un lienzo con cariño pintado,
eres tú como un faro que te lleva a su lado,

eres tú como un cofre que un tesoro ha guardado,
eres tú como un barco que la mar ha surcado,
eres tú como un guante que calores ha dado,
eres tú como un boli o mejor un teclado,

eres tú como un tiesto do la rosa ha brotado,
eres tú como un verso que con otro ha rimado,
eres tú como un plato que te deja saciado,

eres tú como un coro que su voz ha brindado
y ante todo tú eres, corazón anhelado,
lo que quiero en mi vida y que tanto yo he amado.

No parar de soñar

Ni en la tierra ni el cielo ni en la arena ni el mar
ni en el prado ni el bosque ni en montaña sin par
ni en la selva ni en lago ni en jardín de cuidar
ni en la flora ni fauna ni en vergel para ociar

ni en la luna ni el sol ni en cometa de errar
ni en la playa ni costa ni en volcán de explotar
ni en la duna ni el polo ni iceberg de altamar
ni en la ría ni el río ni en la fuente al manar

ni en la gota de lluvia ni en el copo al nevar
ni en el viento ni el aire ni en la olita al llegar
ni en la llama ni el fuego ni en el agua al brotar…

he encontrado belleza que te pueda igualar
y por ello te digo que me quiero acostar
yo contigo y contigo no parar de soñar.

Lo que cuentan tus ojos

¿Qué tendrán tus luceros que me han siempre encantado?
¿Color verde azulado tal el mar aclarado?
¿La mirada más pura que jamás he observado?
¿Tu persona a la vista y tu fondo mostrado?

¿La amistad de una amiga y el amor a un amado?
¿Cómo estás y te encuentras y del ánimo estado?
¿El espejo del alma y tu ser reflejado?
¿Corazón en los ojos y el latido pulsado?

¿Tu bondad hecha carne y un cariño elevado?
¿El acierto presente y el error del pasado?
¿La ilusión del futuro y tu sueño soñado?

¿La sonrisa del hoy, del ayer lo llorado?
No lo dudo, no obstante dejaré resaltado
que en tus ojos hay vida y el vivir es sagrado.

A cuenta del bombardeo de Durango

Como ratas con alas por el cielo azulado
los amigos de Franco, italianos, que he odiado,
a mi pueblo Durango, y a algún pueblo de al lado,
de mañana llegaron por dejarlo arruinado.

Hace ya ochenta años casi, mas no es pasado
pues de aquel bombardeo vil, cruel y malvado
en mi villa una herida sin cerrar ha quedado
y un recuerdo muy vivo que jamás se ha olvidado.

Y en Gernika el germano o alemán que es llamado
ha pedido perdón y es un gesto alabado,
pero a aquí desde Italia tal perdón no ha llegado.

Y me duele en el alma y me deja apenado
que el paisano político al culpable probado
no reclame el perdón tal lo haría un osado.

viernes, 20 de marzo de 2015

Para ama

En el día en que empieza la vital primavera
y en el día mundial de esa cosa sincera
que es por todos llamada poesía quisiera
escribirle a mi madre un poema siquiera.

Pues también es el día en que al mundo viniera
la María Victoria que de esposo escogiera
al Ignacio María con quien ella tuviera
a Virginia, a Susana y a Guillermo, la pera.

Y de parte de toda la familia a su vera
un feliz cumpleaños gustaría que oyera
y que todo el amor que le damos lo viera.

Pues no hay madre mejor en la tierra y Dios quiera
que ella esté con nosotros muchos años, viviera
para siempre y que nunca, nunca, nunca muriera.

Lo que cuenta la guerra

¿Guerra, qué es lo que tienes que yo siempre te he odiado?
¿Muertes, muertes y muertes y más muerte a tu lado?
¿El llegar a las manos y también al enfado?
¿Acallar al político y dar voz al soldado?

¿Echar todo por tierra, dejar todo arruinado?
¿Malas artes, maneras, formas…, fondo violado?
¿Las espadas en alto, golpe bajo asestado?
¿La palabra cargada, cargador descargado?

¿Corazón hecho polvo, latir ya encenizado?
¿El quitar a la vida su valor estimado?
¿La locura más grande que este mundo ha observado?

¿El no ver qué nos une y sí qué ha separado?
Es así, mas la guerra desde antaño ha contado
lo peor del humano porque en bestia ha acabado.

Lo que cuenta la paz

¿Qué ha la paz que los pueblos tanto tiempo han buscado?
¿La palabra en la boca como el fuego callado?
¿Juego limpio a la vista, golpe bajo no dado?
¿De verdad la política, diplomacia a su lado?

¿Lo mejor de las formas como un fondo educado?
¿Corazón sin sangría, pulmón con aire inflado?
¿Ser un mar, mas sin olas o ser río calmado?
¿La virtud del buen hombre que ha orillado el pecado?

¿Un diálogo sano y el haber negociado?
¿El dar pie al cargo público, paso al hombre de estado?
¿El bajar de las armas, licenciar al soldado?

¿Un futuro pacífico y guerrero pasado?
No lo dudo, no obstante la paz siempre ha contado
el llamar ser humano al ser como humanado.

Lo que cuenta la rima

¿Qué ha la rima que siempre rimar bien me ha gustado?
¿El ligar dos palabras que al final se han besado?
¿Consonante o asonante un sonido sonado?
¿Una magia sentida y un efecto impensado?

¿Si la rima es compleja, autor, claro, retado?
¿Todo un mundo de voces que el poeta ha encontrado?
¿Ser el fin de los versos de haber ellos rimado?
¿O la sal que a los mismos un sabor les ha dado?

¿Dirigir el poema pues por una se ha optado?
¿El sonar de una música que el lector ha escuchado?
¿Ser igual que un redoble o un acorde adecuado?

¿Acercar lo que estaba en principio alejado?
Puede ser, mas la rima desde antaño ha contado
ser un juego el que el hombre a ser niño ha jugado.

Lo que cuenta el cine

¿Cine, qué es lo que cuentas que me has siempre encantado?
¿Un guión de película y escenario adecuado?
¿Una historia con gancho y el buen rato gozado?
¿Los actores con tablas, director preparado?

¿Un principio que atrapa y un final apropiado?
¿Una cámara en trípode… y grabar con cuidado?
¿Lo mejor de la foto y el suceso grabado?
¿Del teatro lo bueno, de la tele un puñado?

¿El contar el presente, el futuro y pasado?
¿Ser un gran pasatiempo que a asaz gente ha enganchado?
¿Precio cual un cubata y valor elevado?

¿De las salas la magia, colas como en mercado?
Puede ser, sin embargo dejaré resaltado
que es espejo en que el hombre se ve bien reflejado.

miércoles, 18 de marzo de 2015

Lo que cuenta la libertad

¿Libertad, qué tendrás que te he siempre buscado?
¿El volar de los pájaros, el nadar del pescado?
¿Corazón sin cadenas, coco nunca apresado?
¿La justicia en los ojos que a igualdad han mirado?

¿El andar paso a paso y gastado el calzado?
¿Que eres sueño divino por el hombre soñado?
¿Que por ti hay vida en paz, sin ti lucha y enfado?
¿Que por vos hasta ha muerto el que más te ha extrañado?

¿Que te afirman los buenos y te niega el malvado?
¿Que te ven como al campo que no cuenta vallado?
¿Que en ti está lo valioso y lo más apreciado?

¿Que al vivir a ti gracias vivir digno han llamado?
Sí sin duda, no obstante ante todo has contado
siempre grande el futuro y pequeño el pasado.

Dudas con razón

¿Cristianismo, qué tienes que de ti yo he dudado?
¿En el cielo otra vida y al infierno el malvado?
¿Biblia o libro de libros y uno o dos… censurado?
¿A Jesús en la cruz y en la Roma… el pecado?

¿El amor a los prójimos y el perdón al manchado?
¿Una iglesia de pobres, Vaticano forrado?
¿Castidad de boquilla, pederasta ocultado?
¿Ideal que a la práctica nunca ha sido llevado?

¿Teocracia divina y muy feo el reinado?
¿Una Virgen muy virgen y muy negro el papado?
¿La mujer rebajada y el machismo entronado?

¿Gays, abortos… mal vistos y lo suyo es “sagrado”?
Y más cosas, empero dejaré resaltado
que si Dios está muerto, fue por ellos matado.

Razones de la sinrazón mundial

¿Por qué está mal el mundo que la tierra han llamado?
Porque cuatro son ricos y anda el resto arruinado,
porque acatan los buenos y les manda el malvado,
porque el pueblo no rige y sí estado y mercado,

porque hay sed como hambre y el remedio es negado,
porque siempre el tener sobre el ser ha reinado,
porque Dios vive preso y el demonio librado,
porque nada es de todos y que fuera es lo honrado,

porque falta el ser libre, justo como igualado,
porque el cielo es incierto y aquí infierno hay probado,
porque estamos matando el planeta habitado,

porque dan pesadillas y es el sueño robado
y ante todo, mi oyente, porque el mundo no ha dado
alegría pues miedo y tristeza ha brindado.

Lo que cuenta el amor

¿Amor, qué es lo que tienes que de ti estoy prendado?
¿Corazón de una amada y latido de amado?
¿Primavera en las venas y el sangrar alterado?
¿La cabeza perdida y el lucero cegado?

¿Un gran sueño en tu cama y una almohada a tu lado?
¿La sonrisa en los labios y la piel de excitado?
¿La pasión en el cuerpo y en el alma el bocado?
¿El placer en la lengua y el gozar del besado?

¿Un gran pacto entre dos y cumplir lo pactado?
¿La belleza del arte y bondad del honrado?
¿Lo leal de la amiga y lo fiel de amigado?

¿El cariño de padre y de madre el cuidado?
Quizás, mas el amor ante todo ha contado
el mirar al futuro, nacer ya en el pasado.

Viva o muerta

¿Poesía, estás viva o a estar muerta has llegado?
Que si vives doy gracias a quien te haya cuidado,
si no, ¿fue natural tu morir? ¿Te han matado?
Y si has visto la muerte, ¿vive al fin tu pasado?

¿Poesía, estás viva o el final te ha alcanzado?
Que si has vida, no entiendo en qué mundo has estado,
si no, al menos de ti tu recuerdo ha quedado.
¿O es quizá que no has muerto y andas viva a mi lado?

¿Poesía, tú vives o a vos ya han enterrado?
Que si existes, me muero por no haberte encontrado,
si no, que tú revivas pido a Dios contristado.

¿Poesía, tú vives o al sepulcro has bajado?
Que si en ti hay existencia, yo contigo no he dado,
si no, que resucites ruego a Dios apenado.

Lo que cuenta la pintura

¿Qué tendrá la pintura que me ha siempre gustado?
¿Gran pincel, la paleta y un motivo pintado?
¿De la foto el instante, de la estatua el posado?
¿Genio como Da Vinci, arte como Machado?

¿Por delante futuro, por detrás el pasado?
¿Sentimiento en los trazos, pensamiento esbozado?
¿A la luz la energía, a la sombra alumbrado?
¿El lenguaje del gesto, la mudez del callado?

¿La pasión del flamenco y emoción del buen fado?
¿Atracción cual la luna y del sol lo irradiado?
¿El detalle en la parte, en el todo el cuidado?

¿En la forma la carne, en el fondo el pescado?
Ya lo creo, no obstante ella siempre ha contado
el color de la vida, de la muerte el estado.

Lo que cuenta la escultura

¿Escultura, qué tienes que me has siempre gustado?
¿Buen cincel y martillo y mejor lo tallado?
¿La quietud de montañas y la acción del poblado?
¿El silencio del templo y el callar del estado?

¿La materia con forma como el fondo informado?
¿La elegancia del bosque y hermosura del prado?
¿La expresión del espacio y del tiempo el bañado?
¿Frialdad del enero y de abril lo templado?

¿Calma y paz de la tumba y el valor de El Dorado?
¿Corazón sin latidos, el pulmón asfixiado?
¿Del político pose y el poder del estrado?

¿La vejez del buen vino y la edad del pasado?
No lo sé, sin embargo ella siempre ha contado
casi vida o existencia del viviente llamado.

Un poema a mi chica

Con mis ojos de artista y poeta inspirado
de amor llenos los dedos puse sobre el teclado
por dejarme llevar y escribir encantado
un poema a la chica que yo cuento a mi lado.

Que empezaba diciendo de ti estoy encelado
como el sol de la luna, cual de amada el amado
y por ello te digo que te quiero un puñado
y que en ti al gran amor de mi vida he encontrado.

Con mis ojos de artista y poeta versado
de amor llenos me puse a dejarle trovado
un poema a la chica de quien ando prendado.

Y acababa diciendo yo de ti enamorado
llevo tiempo y te digo que mi amor confesado
eres tú y que contigo yo me veo casado.

martes, 17 de marzo de 2015

Lo que cuenta la noche

¿Qué ha la noche que en ella escribir me ha encantado?
¿Del dormido la paz, del despierto el estado?
¿De los árboles sombras y de hoguera alumbrado?
¿Un silencio parlante y un sonido callado?

¿Ser el tiempo de musas y de estar inspirado?
¿Soledad que es conmigo, compañía ella al lado?
¿Una lluvia de imágenes que me deja empapado?
¿Que me siento más libre y más alto he volado?

¿Que da pena acostar en la cama al teclado?
¿Del mañana el futuro, del ayer el pasado?
¿Los luceros en vela que a la luz han mirado?

¿Qué uno pierde hasta el sueño, pero da en lo soñado?
Puede ser, mas la noche desde antaño ha contado
lo que al día le falta y ella siempre ha gozado.

Una noche…

Una noche de libro, no una noche cualquiera,
so una lluvia de estrellas y una luna harinera
yo le dije a una amiga y después compañera
a ti yo para siempre para mí te quisiera.

Una noche de cuento y novela sincera
so un gran cielo estelado y una luna ya entera
yo le dije a una amiga y después novia mera
a ti yo para siempre ojalá te tuviera.

Una noche de buena poesía siquiera
so la luz de mil astros y una luna lanera
yo le dije a una amiga vital cual verdadera

a ti yo para siempre déjame que te quiera.
Una noche de versos que poema se hiciera
yo le dije a una amiga que mi amor de ella era.

Lo que cuenta el soneto

¿El soneto qué cuenta que “seis mil” ya he alumbrado?
¿Un poeta, una musa y un lector a su lado?
¿Forma cual la montaña, fondo tal mar calmado?
¿Corazón a la vista y el pulmón ocultado?

¿En los pies ritmo y sílabas en la mano al contado?
¿Pensamiento cosido, sentimiento bordado?
¿Cómo el libre licencias, reglas como apresado?
¿De la amada los labios y luceros de amado?

¿Jugo como las flores, savia cual lo plantado?
¿De la tierra la voz, son del cielo estrellado?
¿La palabra en su punto y el rimar atildado?

¿En estrofas la luna como el sol verseado?
Ciertamente, aquí empero dejaré resaltado
que han más vida que el mundo como el limbo han ganado.

Lo que cuentan los libros

¿Qué han los libros que tanto siempre a mí me han gustado?
¿Una red de palabras y al leyente pescado?
¿Un autor por detrás y un lector a su lado?
¿Un gran viaje que enseña al viajero un puñado?

¿Una droga de cuento y que cuenta a enganchado?
¿Un maestro a la vista que a los ojos se ha dado?
¿La cultura a buen precio y el saber ilustrado?
¿Hojas como los árboles, lomos como costado?

¿Una luz que ilumina tal que el cielo estrellado?
¿De la mar el tesoro, de la tierra un gran prado?
¿Fondo como un paisaje, forma como un cuadrado?

¿Un principio, un despliegue y un final bien pensado?
No lo dudo, no obstante dejaré resaltado
que tal flores con vida se han abierto y cerrado.

Lo que cuenta Internet

¿Internet, tú que tienes que me has siempre gustado?
¿El planeta al alcance del ratón y el teclado?
¿El estar en contacto con cercano, alejado?
¿El poder aprender y enseñar un puñado?

¿Lo peor del futuro y mejor del pasado?
¿Internautas a mares que en la red han pescado?
¿El saber no en papel y sin árbol cortado?
¿Lo que pasa en el mundo porque al mundo ha acercado?

¿La virtud como el vicio que se tocan al lado?
¿Ser un medio do dar a la luz lo creado?
¿Lo divino del cielo, del infierno el pecado?

¿Conexión y a la vez el no estar conectado?
Puede ser, pero dejo para usted resaltado
que al igual que una droga a la gente ha enganchado.

sábado, 14 de marzo de 2015

Lo que cuenta la política

¿Qué tendrá la política que me ha siempre gustado?
¿Mi futuro no creo, sin dudar mi pasado?
¿Vocación de servir y ayudar al poblado?
¿De la paz la palabra, de la guerra al soldado?

¿Un oficio de humilde y un trabajo de honrado?
¿Un poder de verdad si a la gente ha acatado?
¿De la patria la voz como el voto de estado?
¿Las ideas del sabio y la acción del osado?

¿Pensamiento del justo, sentimiento librado?
¿Jugar qué a opositor o a gobierno formado?
¿Discusión en la arena y oratoria de estrado?

¿Pasajero el mandato del que al fin ha mandado?
No lo dudo, no obstante que ella cuenta he observado
la virtud de los dioses y de humano el pecado.

Lo que veo en el blog

¿Qué veré yo en el blog que me ha siempre gustado?
¿El poder publicar lo creado, alumbrado?
¿Libertad de expresión con la cual he actuado?
¿Un espacio en el que como soy me he mostrado?

¿Un amigo con quien de mí todo he contado?
¿La razón que a ser blogger de verdad me ha llevado?
¿Un trabajo que no da dinero, sí agrado?
¿Dar a luz la gran obra de poemas que he dado?

¿El poner al poeta que en mí llevo a tu lado?
¿Ver en ello un gran medio como un fin que he cuidado?
¿El ser él cual un hijo que con mimo he criado?

¿Una droga que es buena, aunque esté a ella enganchado?
Claramente, no obstante, en el blog he observado
una forma de vida que yo había soñado.

De droga

¿En la droga qué ve el que está a ella enganchado?
¿Una vía de escape por la cual ha pagado?
¿Un deleite a buen precio que al final le ha arruinado?
¿Libertad al principio que después le ha apresado?

¿Un gran viaje que nunca le llevó a ningún lado?
¿Subidón que bien pronto en bajón ha quedado?
¿Una amiga que atrapa y jamás le ha dejado?
¿Un buen vicio muy malo o mejor muy malvado?

¿Dependiente sentirse y jamás liberado?
¿Una vida de joven que a ser viejo ha llevado?
¿No hacer nada a la vista y haber todo ocultado?

¿Ver en ella placer sin ser este encontrado?
Puede ser y ante todo en la droga ha observado
alegría que es falsa y por cierta ha tomado.

Lo que cuenta Euskal Herria

¿Qué tendrá Euskal Herria que yo siempre la he amado?
¿El euskera que al mundo de qué hablar tanto ha dado?
¿Ser la patria del vasco, querer ser un Estado?
¿Un gran sueño, ser libre, por el cual ha luchado?

¿La razón de su parte, la verdad de su lado?
¿Un conflicto en el alma que en la cara ha sangrado?
¿La cabeza en república, corazón en reinado?
¿Rebeldía en las venas, el pulmón rebelado?

¿Tal tú y yo independencia que ella siempre ha anhelado?
¿En la paz la pelea, en la guerra el pecado?
¿Ser nación de palabra y de acción el poblado?

¿Caserío en el monte y en la mar gran pasado?
Ciertamente, no obstante dejaré resaltado
ser un pueblo que quiere verse al fin liberado.

viernes, 13 de marzo de 2015

Lo que cuenta Durango

¿Qué ha mi villa, Durango, que estoy de ella prendado?
¿Mis raíces, mi tronco y hojas miles que he dado?
¿Una tierra que siento y montañas al lado?
¿La llanura del valle y hermosura del prado?

¿Durangueses de nota, duranguesas de grado?
¿Bombardeo y la herida que del mismo ha quedado?
¿Cruce ser de caminos y una cruz con pasado?
¿Un gran arco y un pórtico para ser admirado?

¿Casco histórico vivo y un escudo acabado?
¿De Tabira la paz, de las guerras enfado?
¿Ancho río con música y el Mañaria afinado?

¿Un latido de foto, corazón de grabado?
No lo dudo, no obstante me dejaba olvidado
una feria del libro, disco vasco que añado.