lunes, 16 de enero de 2017

Mi vida o la vida de cualquiera

Segismundo Moret, el que fue presidente
del Congreso español, dijo grandilocuente
cuando estaba Sabino, el Arana, mi oyente,
en prisión una cosa de demonio y de hiriente:

que será más gallardo, que ese vasco inocente,
muera, muera en la cárcel, que además, mi leyente, 
que esté España tranquila vale bien, ¡qué indecente!,
qué y la vida de un hombre, y así piensa el de enfrente.

Y yo que soy humano y al par hombre decente
a españoles de pie y hasta al mismo regente
alto y claro les digo y de modo elocuente

que mi vida o la vida de cualquiera otra gente
vale más que la España y hasta añado valiente
que si España no piensa así es que es maloliente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario