domingo, 30 de julio de 2017

Perdido, nacido, sentido y querido

Ni un jarabe de pico ni un calmante debido
ni un camino de rosas ni un terreno batido
ni un trabajo sin frutos ni un callado sonido
soy pues soy un poeta, un poeta perdido.

Ni un tambor de revólver ni un lenguaje manido
ni un soldado de plomo ni un quijote dormido
ni un cuadrillo en pared ni un a pares envido
soy pues soy un poeta, un poeta nacido.

Ni un reloj de bolsillo ni un armario vendido
ni un cuentito de hadas ni un intento fallido
soy pues soy un poeta, un poeta sentido.

Ni un florero sin flores ni un susurro al oído
ni un secreto de a voces ni un silente latido
soy pues soy un poeta, un poeta querido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario